¿Cómo realizar una campaña de Email Marketing?

Es común creer que una campaña de email marketing consiste en enviar promociones o publicidades de productos o servicios a una base de contactos, ya sea propia o de terceros.

Sin embargo, como toda acción de marketing, debe contar con un proceso previamente planificado y coordinado, ya que todos recibimos una elevada cantidad de información, por lo que para tomarnos el tiempo de abrir y leer un email realmente debe interesarnos; de lo contrario terminará irremediablemente borrado o enviado a la carpeta de Spam.

En el siguiente gráfico mostramos los pasos básicos que hay que considerar para tener una campaña de email marketing con mayores probabilidades de tener éxito en sus resultados, captando la atención y el interés del destinatario.

Email Marketing

Estrategia: la guía que orienta nuestras acciones.

Objetivos: nos permiten responder a la estrategia fijada, tienen que ser medibles, realistas y cuantificados en el tiempo. Objetivos como “aumentar las ventas” o “vender 20 unidades más” estarán incorrectamente definidos y no nos permitirán medir correctamente los resultados.

Captación de suscriptores: es importante que en nuestro sitio web dispongamos de un formulario donde las personas interesadas en nuestro producto o servicio puedan dejar sus datos de contacto; de esta manera nos aseguramos de tener una mayor probabilidad de que quienes reciban nuestro newsletter lo abran y lo lean.

Herramienta de envío: existen muchas plataformas de envío de newsletters. Algunas son gratis, con períodos de prueba, o de pago; pero en su mayoría, se requiere que las direcciones que recibirán el newsletter sean cuentas activas y que no se cuente con un elevado porcentaje de destinatarios que no abrieron el newsletter, lo enviaron a spam, se dieron de baja o son usuarios ya inexistentes. El email marketing requiere una base de datos actualizada, de clientes reales o potenciales que nos hayan proporcionado sus datos de contacto, ya sea por suscripción a nuestro newsletter, a cambio de descargas de información desde nuestro sitio web o de una aplicación, etc.

Creación de contenido y de newsletter: la estrategia y los objetivos nos ayudarán a  definir qué tipo de contenido deberemos generar, y quiénes en nuestra base de suscriptores deberán recibirlo. No es lo mismo, por ejemplo, enviar información a un cliente habitual que a una persona que recién se enteró de la existencia de nuestra marca.

Envío de newsletter y  medición: una vez enviado, deberemos medir el porcentaje de aperturas, el número de clicks en los enlaces, el número de bajas, usuarios inexistentes o incorrectos, número de leads (mails o llamados telefónicos solicitando mayor información o una cotización, dependiendo de la fase del proceso de compras en la que se encuentre el destinatario).

Como vimos, el email marketing implica un plan que sirva de base y que permita realizar los diversos pasos respondiendo a objetivos concretos, que puedan medirse, y permitan alcanzar los resultados buscados.