Asesoramiento de Imagen: su importancia  en nuestro outfit

Asesoramiento de Imagen: su importancia en nuestro outfit

Si pensamos en la Imagen como un todo, como un valor agregado que le damos a nuestra identidad, vamos a poder entender por qué es tan importante contar con herramientas a la hora de elegir nuestra vestimenta. Un asesoramiento de imagen va a permitir que logremos transmitirles correctamente a los demás quiénes somos.

Elegir nuestro vestuario y accesorios no se trata sólo de estar a la moda o de tener lo último en tendencia de la temporada.

Cuando nos vestimos, proyectamos una Imagen, positiva o negativa, aunque, la mayoría de las veces, no seamos conscientes de ello. Por eso, son más comunes de lo que pensamos, las situaciones en las que alguien le comente a otra persona: “¿Cómo te pusiste eso?” Y es en ese momento en el que quien reciba el comentario tomará conciencia de que tal vez haya algo que genera un “cortocircuito” en su apariencia… ¿Alguna vez te pasó?

Esto se potencia, por ejemplo, si elegimos un outfit con símbolos políticos o ideológicos…, así como prendas o colores no aptos para determinadas ocasiones.  Podrá haber objetos de nuestra apariencia que generen rechazo inmediato en nuestro entorno por su contenido, por su significado, ya sea tácito o explícito.

No se trata de vestirse para los demás sino de elegir prendas que reflejen nuestro estilo personal sin olvidar la importancia de que sea coherente con lo que hacemos o decimos. La vestimenta habla por nosotros!

Algunos clientes que nos solicitan un asesoramiento de imagen, sienten que eligen un vestuario que no los representa, que no refleja quiénes son o, lo que es peor, que incluso muchas veces contribuye a generarles una primera imagen negativa.

Nuestra imagen es lo primero que captarán los demás sobre nosotros, en nuestras interacciones sociales, laborales, etc, y será sólo en cuestión de segundos. Por eso es importante que esa primera impresión que generemos sea positiva, y que permita abrirnos oportunidades de mostrar nuestras capacidades, nuestras pasiones, nuestros talentos, etc. Una primera mala impresión se transforma en un obstáculo que, muchas veces, no se podrá sortear.

Un asesoramiento de imagen permite descubrir la coherencia entre nuestra personalidad y lo que transmitimos a los demás, respetando la forma de nuestro cuerpo, nuestra edad, nuestra ocupación, nuestros valores, entre otros factores.

La apariencia personal le dice al mundo quiénes somos; el asesoramiento de imagen se encarga de que exista congruencia entre lo que la persona dice, lo que hace y lo que transmite su apariencia.  Un buen asesoramiento hará que la persona se sienta segura de sí misma, porque al terminar las sesiones, habrá armonía en estos tres aspectos mencionados.

asesoramiento de imagen asesoramiento de imagen personal