Cómo funciona la Publicidad en Facebook?

Cómo funciona la Publicidad en Facebook?

Hoy en día se calcula que más de 1.700 millones de personas utilizan Facebook al mes. Es la red con mayor cantidad de usuarios mundiales, y por eso, se transforma en un medio interesante para pautar! Pero cómo funciona la publicidad en Facebook?

Antes de responder a esta pregunta, veamos primero por qué es importante hacer publicidad en esta plataforma social. Utilizamos Facebook por muchos motivos, buscamos contenido que responda a diversos intereses personales. En ese momento, al estar sumergidos en ese mundo, nos encontramos predispuestos a recibir sugerencias que respondan a nuestras inquietudes, ya sea publicaciones patrocinadas de perfiles de empresas a los que seguimos, páginas nuevas sugeridas, publicidades de sitios webs  que visitamos previamente, publicidades de tiendas cerca de un área determinada, etc.

Detrás de cada recomendación que la plataforma nos hace, a través de la publicidad, existe una ingeniería de datos; datos que nosotros le dimos previamente a Facebook y que los anunciantes seleccionan dentro de sus estrategias y campañas de marketing.  Hablamos de datos demográficos, comportamientos e información personal.

¿Cómo sucede eso? Cada vez que navegamos en Facebook dando un Like o compartiendo un post, actualizando nuestro estado, reaccionando a fotografías, estamos brindándole información a Facebook para que pueda clasificarnos en diversos segmentos (grupos de personas con características y necesidades similares). Al hacer publicidad en Facebook las marcas segmentan a su público, eligen a qué porción del mercado van a dirigir sus comunicaciones, segmentos dentro de los cuales nosotros, los usuarios, nos encontramos clasificados.

Y esto es así porque, con la evolución del marketing, se comprendió que estrategias como: “Quiero llegar a todo el mundo” no arrojan resultados eficaces. Quien quiere llegar a todo el mundo, termina no captando la atención de nadie…

Entonces, conociendo este funcionamiento de Facebook, la pregunta siguiente es: ¿cómo hacer publicidad en Facebook? Responderemos que dicho proceso conlleva los siguientes pasos:

  • conocer los objetivos que tenemos con la publicidad (promocionar una publicación o una fanpage, aumentar el alcance, aumentar conversiones en el sitio web, promocionar un catálogo de productos, etc)
  • definir elsegmento (porción del mercado) al que nos interesa atraer, para luego convertirlos en leads
  • contar con publicidades que le hablen a ese público de la forma y el formato que le gusta, ofrecer contenido que le resulte interesante
  • administrar el presupuesto, que siempre tendrá un costo menor que los medios tradicionales
  • medir los resultados, para continuar o incrementar las tácticas que permiten alcanzar el retorno buscado y modificar aquello que no logra los resultados esperados

¿Cuándo funciona la publicidad en Facebook? Cuando responde a los objetivos de marketing planteados.

Esperamos que este artículo te haya sido de utilidad, y si necesitás ayuda para hacer publicidad en Facebook, no dudes en contactarte con nosotros.

¿Qué es un Community Manager? ¿Cuáles son sus funciones?

¿Qué es un Community Manager? ¿Cuáles son sus funciones?

Un community manager es el profesional que gestiona y administra las redes sociales de una empresa u organización; es el eslabón entre la marca y su comunidad online; es el encargado de establecer y mantener relaciones a largo plazo con los fans (sean clientes reales o potenciales).

Las cualidades de un buen community manager son varias, entre ellas, poseer conocimientos técnicos de estrategia, marketing, creatividad, redacción, gramática, comunicación 2.0, generación de contenidos; en términos de su personalidad, debe ser respetuoso, flexible ante los cambios, ordenado (sobre todo si maneja varias cuentas), atento a lo que sucede en la actualidad, debe poseer empatía con su comunidad, así como capacidad de análisis; sólo por mencionar las más básicas.

Este profesional se dedica a la gestión de las redes sociales, con diversidad de horarios, puede tener una dedicación full time, así como una actividad dentro de un período de horas determinado; organiza previamente su hoja de ruta para tener contenido interesante para la comunidad, así como para poder responder consultas o reclamos de los usuarios, siempre en un trabajo en conjunto con la organización a la que representa en el mundo digital.

¿Entonces, qué es un community manager?

Como vemos, ser community manager no es sólo escribir posts en Facebook, es una actividad que conlleva conocimientos y habilidades imprescindibles para darle coherencia a la marca ante su mercado y abrir posibilidades a que ésta se alimente incluso de información valiosa que los clientes le brindan gratuitamente, sólo por el hecho de participar en las redes sociales adecuadas. Las marcas, gracias a la gestión de estos profesionales, pueden incluso captar deseos de los clientes, enterarse de fallas en los productos que no fueron previamente descubiertas, conocer las reacciones masivas ante publicidades difundidas, etc.

Adwords: ¿para qué sirve y cómo funciona?

Adwords: ¿para qué sirve y cómo funciona?

Adwords es el método que ofrece el buscador Google para realizar publicidad paga. En este artículo, vamos a concentrarnos en los anuncios que aparecen en los resultados de búsqueda.

¿Es necesario invertir en publicidad para que tu público objetivo, aquél a quien querés llegar,  conozca tus productos o servicios?  Una primera respuesta es sí, sobre todo si querés llegar a él en forma rápida.

Algunos clientes nos dicen: tenemos un website. Y creen que con ésto ya es suficiente. Sin embargo, tener un site del que no hacés publicidad es como tener un cuadro colgado en una habitación cerrada y esperar que tus amigos o conocidos te comenten sobre él. Difícil, ¿verdad? Así como con el cuadro,  para que tus clientes potenciales  puedan interesarse en tus servicios o productos, deben conocerlos. Adwords es  la forma en que los das a conocer en forma digital.

Entonces, Adwords sirve para darte a conocer en el mercado, captar interés, generar demanda.

¿Cómo funciona?

Cada palabra clave tiene un costo, se paga por click obtenido en el anuncio; click que genera un tráfico a tu website. Pero no se trata sólo de cuánto estés dispuesto a ofrecer por palabra clave, se trata también del nivel de relevancia que tenga ella, el anuncio y tu website para la búsqueda que realiza el usuario en Google. La relevancia es la coherencia entre lo que busca el usuario y los resultados que aparecerán. Por ejemplo, si tu empresa o emprendimiento vende muebles de oficina, no debería interesarte aparecer en resultados de búsquedas de muebles de jardín. Trabajar sobre las palabras claves que apliquen correctamente es el primer paso para no malgastar tu inversión diaria en publicidad, y ganar confianza en el público que llegue a tu website.

En Adwords, no se trata de pagar una fortuna; se trata de configurar y pensar correctamente tu campaña para que tus anuncios obtengan un buen lugar en los resultados de búsquedas, y los usuarios que lleguen a tu vidriera online sean los que hayan demostrado interés en el tipo de producto o servicio que ofrecés.

 

Redes sociales: estar o no estar, no es la cuestión

Redes sociales: estar o no estar, no es la cuestión

Es común que dueños o gerentes de empresas, no importa el tamaño que tengan, piensen que sus marcas tienen que estar en todas las redes sociales existentes. Cuando se les pregunta por qué, sólo responden: porque sí, porque hay que estar.

Pero la respuesta correcta no es ésa.

¿Hay que tener presencia online? Sí, claro.

¿Hay que estar en todas las redes sociales? No.

Ése es el punto.

Hay que tener presencia en las redes sociales que sirvan a nuestro negocio, aquellas donde exista participación de nuestros clientes reales o potenciales, donde podamos dar valor agregado al contenido que generemos y compartamos.

De nada sirve abrir un canal de Youtube si no se tienen videos propios y de buena calidad para subir, o tener una cuenta de Twitter donde se postee una vez por semana, tampoco sirve que “quien tenga tiempo” postee algo, de vez en cuando, en alguna de las redes de la empresa o emprendimiento que “flotan” en internet. Es un error común también subir un post sobre cualquier tema, sin relación alguna con el tipo de negocio o mercado al que las empresas van…

Si decidimos tener una red social, hay aspectos que debemos tener en cuenta:

1) Fijar un objetivo y saber qué resultados queremos alcanzar. Esta etapa incluye decidir por qué queremos estar y en qué redes.

2) Dedicar tiempo: decidir sobre qué temas hablaremos, generar contenido que despierte interés (y sin faltas de ortografía!), responder las preguntas o comentarios que recibamos, alimentar el engagement de los seguidores, etc.

3) Medir los resultados que vayamos logrando y analizar si nos acercamos o no a los que habíamos planteado, y modificar lo que sea necesario para alcanzar el éxito.

Al entender todo lo que está involucrado, si llegamos a la conclusión de que no poseemos el tiempo ni los recursos suficientes para encargarnos de forma seria y eficaz de nuestro entorno digital, es preferible recurrir a una agencia especializada que nos ayude a contar con una presencia coherente, orientada a resultados, y que nos asegure una identidad uniforme frente al mercado, porque, como vimos, la exposición online también requiere una atención profesional.

¿Qué es la Identidad Corporativa?

¿Qué es la Identidad Corporativa?

Muchas veces las empresas confunden identidad corporativa con imagen corporativa. Sin embargo, si bien ambos términos están relacionados, no son lo mismo.

La identidad corporativa es la forma en que la empresa se presenta a sus públicos objetivos, es una definición que realiza ella misma, teniendo en cuenta variables como las identidades de los competidores, el contexto en el que se desenvolverá, los valores internos que va a respetar, etc.

La imagen corporativa, por el contrario, es la percepción que van a tener los individuos sobre la empresa; es subjetiva.

La forma en que la empresa trabaje sobre los diversos elementos que entran en contacto con las personas, determinará si la identidad y la imagen coincidirán o no.

Todo en la empresa comunica, desde la oficina o local, la actitud de los empleados, la limpieza del lugar, el tiempo de respuesta a solicitudes de los clientes, el tono de la comunicación publicitaria, los colores que utiliza, etc.

Por eso es importante que haya sinergia y coherencia en el mensaje que se transmite a los clientes, empleados, proveedores, y toda organización con la que se relacione.

Por ejemplo, si la empresa pretende confirmar su identidad como una marca que prioriza al cliente, parte de sus valores y comportamiento seguramente serán la atención cordial, una rápida respuesta, una actitud receptiva ante reclamos donde al mismo tiempo se busque una solución concreta a los problemas planteados, respeto en los tiempos y calidad de entrega prometidos,  políticas de devoluciones o cambios claras , un sitio web de fácil navegación y con información útil para los clientes, comunicaciones fluidas, etc.

 identidad corporativa

¿Cuál es tu negocio?

¿Cuál es tu negocio?

La respuesta a “cuál es tu negocio” pasa por poder describir qué beneficios obtienen los clientes al consumir o comprar tus productos o servicios; es detallar lo que se llama la “Misión.

Conociendo este punto inicial, todas las acciones que encares deberán estar alineadas,  haciendo sinergia  unas con otras, de forma coherente y eficaz.

Supongamos que tenemos una heladería artesanal, barrial, de venta al público, donde tenemos sillas y mesitas. Nuestro negocio no será “vender helados”. Será, por ejemplo, “producir y comercializar helados artesanales con materias primas de primera calidad, a fin de ofrecer un producto nutritivo y refrescante, en un ambiente confortable y familiar, a un precio justo”.

Nuestro local, en este caso, no deberá tener música electrónica a todo volumen, o posters de estrellas de rock, o luces demasiado tenues, o precios exorbitantes, etc. Deberá tener música tenue y agradable, iluminación diáfana, sillas cómodas, incluso algunas para niños, etc.  Asimismo, no tendría sentido que dedicáramos un sector del establecimiento a la venta de juguetes o el alquiler de DVDs; el sólo hecho de tener en claro hacia dónde queremos dirigirnos, también nos ayuda a evitar perder tiempo y recursos en alternativas que nos apartan del centro de nuestro negocio.

Vemos cómo al tener en mente cuál es la misión de una empresa, tenga el tamaño que tenga, toda la estrategia será correctamente aplicada a un marketing inteligente.